Mirando el mar

Mirando al mar

Mirando al mar | Kepa Murua

Un hombre que mira al mar es necesario para entender la soledad y disfrutar de la vida. Una mujer que pasea por la arena es inevitable para entender la felicidad y disfrutar de la naturaleza. Una conversación es necesaria para juntar dos personas. Dos personas son necesarias para entablar un diálogo que pone fin el silencio. El silencio para disfrutar de lo que se escuchó y se confesó hace un instante. El instante para saborear el presente. El presente para reconocer el paso de la vida. La vida para descubrir la belleza. La belleza para no sucumbir ante los errores mundanos y los fracasos personales que nos confunden la existencia. La existencia para confirmar la vida que nos atrae con su paso desde el fondo de su misterio. Misterio para entender el mar que nos habla con su permanente movimiento. Movimiento para descubrir con los ojos a esa figura descalza que camina por la playa. Playa para recordar la infancia.

Seguir leyendo en Kepa Murua ~ Escritor

Adiós, Fernando

Pues con un pequeño nudo en la garganta comienzo hoy el programa…

Fernando Argenta | Clásicos populares

Fernando Argenta | Clásicos populares

Con esas palabras empezaba Fernando Argenta su último Clásicos Populares, el 31 de Julio de 2008, y con esas palabras podríamos haber empezado a escribir hoy los muchos amigos que le queríamos, como han hecho aquí cerca Atticus y bachiano, en sendos sentidos homenajes. A quien no le haya conocido, le puede bastar escuchar sus pocas palabras en aquel último programa lleno de conmovedora música, para hacerse una idea de la sencillez, humanidad y valía de ese extrovertido y simpatiquísimo enamorado de la música que dedicó fructíferamente su vida a acercarla a todo el mundo.

Seguir leyendo en  ANCHA ES MI CASA

¿Reformar la Constitución?

Con una sociedad indolente y un partido en el Gobierno que legisla para retroceder a tiempos del innombrable, que no condena la dictadura del golpista y se niega a sacar de las cunetas a miles de víctimas; con un monarca que conserva, en su escudo de armas, el yugo y las flechas que usara la España franquista y con una prensa cuyas rotativas parecen escribir al dictado de FAES, ¿quién tiene la insensatez de proponer ahora una reforma constitucional?

Seguir leyendo en DEMASIADAS PALABRAS